jueves, 3 de julio de 2008

Chistes para contar y chistes para que luego te peguen

Chistes para contar y chistes para que luego te peguen

¿Por qué las películas de Chaplin eran mudas?... porque el director le decia: No Charles, Chaplin.

Un huevo le dice a un Tomate:
- ¿Qué vas a ser cuando seas grande?
- Un Tomatón, ¿y vos?
El Huevo se puso a llorar.

Un tipo entra a un bar y le pide al tipo de la barra:
- ¿Tiene café frío?
- No, no tengo.
- Bueno, gracias. Chau.
Al día siguiente vuelve a entrar el mismo tipo y pide:
- Buenas, señor. ¿No tiene café frío?
- Buenas. No, no tengo.
Al día siguiente vuelve a aparecer el mismo tipo molesto y pide:
- Buenas, señor. ¿No tiene café frío?
- No, no tengo.
- Ah, Bueno. Gracias. Chau.
Y entoncés el tipo de la barra piensa:
- Pero este tipo está en pedo!!! A este lo voy a embromar y mañana pongo café en la heladera.
Al otro día vuelve a aparecer el tipo y dice:
- Buen día. ¿Tiene un poco de café frío?
- Sí! - contesta orgulloso- tengo.
- Ah, bueno. No me calentaría un poquito?...

Venian dos globos por el desierto, y uno le dice al otro:
- Che! guarda con el cactus!
- ¿Qué cactussssssssssssssssssssssssssssss...

¿Qué pasaría si se destruyera la capa de Ozono?... Ozono no podría volar más.

Dos maricas camioneros, uno se hace llamar Lalo y otro Pepa. Entonces Pepa ve que se les está volando la lona del camión y le dice a Lalo:
- Lalo, la lona!
Y Lalo le responde:
- Pepa, Pepona!

- Jamás olvidaré las ultimas palabras de mi padre.
- ¿Qué fue lo que dijo?
- No me muevas la escaleraaaaaaaaaaaa!!!

Dos granjeros:
- Disculpeme... ¿su caballo fuma?
- No, hombre!
- Ah!... entonces se le está incendiando el establo.


-Soñe que ganaba 200 millones de dólares, como mi padre.
-¿Tu padre gana 200 millones de dólares?!
-No, el también sueña eso.

¿Cuál es la diferencia entre un hombre de nieve y una mujer de nieve?... las bolas de nieve.

1 comentario:

Palbo dijo...

Al que quiera entender, yo le prometo
a la Verdad acceso. Y el camino
es desentreverar un pergamino
escrito en el reverso de un boleto.

Todavía hay quien piensa que la posta
lo espera en cierto libro inmaculado
de ricas miniaturas ilustrado,
en lugar de en el cielo y en la bosta.

Dejáte de joder y sé feliz;
no te tomes en serio las teorías,
y en vez de hacerte el bueno, sé mejor.

La realidad es el calor del pis,
las lunas, los intérpretes, los días,
las lágrimas, las muertes, el amor.